viernes, 13 de febrero de 2015

Érase una historia de un amor apasionado.




Érase una historia de un amor apasionado.
Qué volcó su imaginación recordándote. 

No encuentro el sigilo guardado en la memoria.
Para vivir y despertar del sueño eterno ante tu ausencia

Las caricias de tus palabras solo hacen eco en mis razones para subsistir desesperado por tu calor ausente.
Porque una inagotable fuente de amor emana de mi vida que ya sin ti no es una noche con estrellas.

Extraño tu luz que ilumina mi universo del error y la desdicha.
Mi amor por ti es más que un volcán poderoso que estalla con tu recuerdo.

Aún prefiero tener tu amor al lado de mi cuerpo.
Y no logro ocultar el miedo de perderte.

Érase una historia de un amor apasionado.



Poesía 
Miguel Adame Vázquez.
13/02/2015.








No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.