lunes, 13 de octubre de 2014

Lo veo en mi.



No necesito su recuerdo.
Lo veo en mí sonrisa.
En la alegría de mis ojos pequeños.
En las palabras que son cortas y a veces un poco sin sentido.
Lo veo en mis canas que nacen gloriosas.
En mis planes y charlas.
Lo veo en la nostalgia de la entrega que es inaudita.
En mi caminar campante cada vez que haya complicaciones y martirios.

Lo veo en mis más tiernos amores.
En la forma de entregar las cosas a mis sueños.
En mi mecha corta y altanera.
Lo veo en mi poca paciencia por las cosas.
En las obstinadas ganas de cambiar a el mundo sin lograrlo tan siquiera un poco.

Lo veo en mi mirada nerviosa.
En el amor de otros por tus buenas glorias.
Lo veo en tus museos y mis memorias.
Pero sobre todo lo veo ahora que me hago menos joven.
Y me veo en tu reflejo contento, siempre queriendo estar sonriendo.
Siendo el primero en poner el ejemplo.
Padre soy tu recuerdo.


Poesía
Miguel Adame Vazquez.
13/10/2014.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.

El tiempo

El sueño lucha estira los brazos desnudos amaneciendo con la piel de fuego rompiendo las penumbras que se deshielan. Ya no tiembl...