miércoles, 2 de marzo de 2016

Toma mi mano y enséñame.



Azul es el reflejo de tu alma que contempla el imponente océano tibio que te arropa.
Siempre ha estado ahí.
Viviendo de tus lealtades rotas.
Con un montón de heridas agrietadas por las huellas del tiempo.
Contemplando el único horizonte que te queda.
No importando en lo absoluto el silencio de tus memorias.

Sigues ahí creyendo en la divinidad del cielo.
Tus ojos observan lo que no comprenden.
Tus manos acarician la sonrisa nerviosa a flor de piel de tus más íntimos pensamientos.

Con el color púrpura de tus latidos a todo fulgor no sabes que hacer.
Sigues amaneciendo siempre dudando en lo que mejor sabes hacer.
Solo la propia existencia de tu esencia heredada por milenios pasados puede salvarte.
Toma mi mano y enséñame el azul de tu alma que te arropa en las dudas.
Y te enseñaré a dejar de vivir de las lealtades rotas.

Poesía.
Miguel Adame Vazquez.
02/03/2016.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.