miércoles, 8 de agosto de 2018

VIvía en la nada




Vivía en la nada, haciendo nada
hasta que un día crecí
y me olvide de nada
y aprendí todo.

El mañana nació
cuando olvide el ayer,
ya no era siempre hoy
y tuve que aprender a preocuparme por el mañana.

Vivir con el necesario presente,
sin fantasías,
sin sonrisas esporádicas,
a vivir respirando solo mentiras llenas de su dosis de ansiedad.

En el ayer brotaba la mañana
con un sol radiante,
el ruido alegre de las piedras salpicaba mucha vida,
era feliz sujetando a el mundo con mis uñas llenas de tierra.

Hoy ya no es ayer,
se ha olvidado el aroma de las flores
la alergia al pasto cortado, a las finas hierbas de aromas raros,
a las montañas eternas que todo lo escuchan.

¡Cuando dejamos de pensar como niños!
estado perfecto de la conciencia en mi vida,
solo bastaban unas cuantas cosas imperdonables para existir,
amor, ternura, risas, una pelota  y mucho dormir.

El mute

07/08/2018.

Dedicada a Winnie Pooh


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.

En mil pedazos de un olvido

Lo han destrozado la luna bajo la sombra es testigo se esconde en la penumbra enmudecido por el ruido de la lluvia bajo su som...