viernes, 27 de octubre de 2017

Mi avión de papel.


Quizás fue el cansancio 
que en un hastío iracundo 
transformó en un rencor rabioso 
tu tristeza que alegremente se trastorna.

Quizás ese es fue tu verdadero rostro 
sin máscaras y sin verdades ocultas 
sin preguntas con respuestas mudas, 
sin  sonrisas con una doble cara.

Quizás no te importó respirar la soberbia 
pues fue más fácil abandonar la sonrisa
con un adorno falso que parece a un gorrión alegre 
que ama cantar en las mañanas.

Quizás eres ese ayer que en mi recuerdo divaga 
feliz porque no te importan mis poesías 
que son como un montón de palabras 
sin gracia como frases bonitas que agradaban.

Aquella muerte lo ha cambiado todo, 
se robó aquel lindo orificio que hacía eco en tu mejilla cuando tu rostro sonreía, 
secuestró tus sueños en fantasías perdidas, 
solo te dejo un rencor como flor que se marchita. 

He perdido la memoria, ya no recuerdo el sabor 
a gloria de aquellos días maravillosos 
que fueron amorosos y eternamente 
felices con las cosas sencillas.

Vuela nuevamente en aquel avión de papel que te construí esta mañana, corre frente al mar y las gaviotas para que la brisa fresca del mar espante a las olas que deja que el viento cuando revolotean  los sentimientos por aquel gran ladrido del perro que alguna vez amamos los dos.

Estoy seguro que nuevamente ganarás la guerra 
sin tan siquiera pelearla,
si solo te propusieras vencer al cansancio 
este sucumbiría ante tu voz.

Quizás no has escuchado todas las veces 
que he querido oírte, se te olvidó vivir en ese instante quieto que como un momento te marcó para siempre 
con las huellas de la arena en el mar que con sus penas borró tu intento de ser feliz de nuevo.

Olvida todo ese pasado que te atormenta y vuela nuevamente en ese avión de papel como cuando eras una niña,volverás a ser feliz querida mía
solo olvida a él cansancio que te quiere cambiar la voz. 



Poesía 
Miguel Adame Vázquez.
28/10/2017

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.