sábado, 25 de agosto de 2012

Una eternidad es solo un momento.


 



Te amo por ser mi sueño incansable.
Un peldaño infinito en una constelación que brilla en las alturas.

Te amo porque no te importa mi pobreza.
Mi escasa idea para sobrevivir queriendo dominarlo todo.

Te amo porque permaneces a mi lado, absoluta.
Soportando mis penurias y torpe necedad.

Es por eso que prometí amarte sin final.
Sin distancias y rencores.
Sin lazos que te aten a un pasado.

Te amo a pesar de los años, de las primaveras que no perdonan.

Te amo aun cuando el viento anuncia tu llegada y el canto de las aves te susurran mis desaventuras.

Una eternidad solo será un momento con tu amor.


Poesía 
Octubre 2011.
Miguel Adame Vazquez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.