sábado, 8 de julio de 2017

Aroma oscuro


Es duro saber que en este mundo 
ya no existen los milagros,
que el corazón es duro, 
que debe aprender a saborear las alegrías 
sin tener que abandonarse por nada.

Que en la pérdida un aroma oscuro 
que los poetas llaman misterio, 
te llegará al cuerpo 
con un sentido de urgencia,
que te dolera porque es pasado 
y eso duele 
porque simplemente es historia vieja,
es como un recuerdo que te abandona 
sin pausas, sin remordimientos, 
por no tener que decirte adiós 
en ningún momento.

Todo te he creído, 
desde la angustia ausente 
siempre te he escuchado,
y así en un lamento 
sencillamente todo te lo digo,
soy como un niño inocente 
que confía en tus oídos,
que vacila en mostrar 
sus ojos hinchados de tanto llorar 
por las cosas sin importancia,
que ignora muchas cosas,
porque ustedes no le dicen 
todo lo que saben.

Es duro saber que no te atreves 
a sostenerme la mirada,
que prefieres ignorar mis desdichas 
que tomar mi mano tibia 
en una mañana,
que yo no tengo la culpa 
por no seguir buscándote,
que no me arrepiento de nada,
que es muy noche 
y hasta el silencio descansa.

Es duro mirar como se escurre la vida,
cuando de una herida mortal 
solo intentas salvarla.

Poesía 
Miguel Adame Vázquez.
09/07/2017









No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.