domingo, 11 de marzo de 2018

En el último recuerdo



En el último recuerdo
existen sueños sin final
¿dime cómo debí de cuidarte?
quería abrazar tus noches cuidando tu llanto.

Termine no siendo un héroe
perdí el camino en un derrotero
nunca pude olvidar los sentidos
las realidades carcomieron los motivos.
Las grietas del dolor no las pude resanar con cariño
sí te amé, lo hice con toda la fuerza que me habías dado
no me alcanzo la nostalgia para tenderte la mano
los sueños se convirtieron en pesadillas de un  triste adiós.

Qué más hubiera querido si no amarte
esas tantas veces en las que las alegrías llegaban
tus penas fueron más grandes que mis plegarias
nunca una estrella llegó como bella aurora de amor a consolarte.

Te prometí que siempre estaría ahí
no fue la luna quién te alumbró en la oscuridad absoluta
el frío rompió el ropaje que te cubría el porvenir futuro
las mentiras fueron un pasado triste que agobió tu pasado.

Anímate
no todo es una canción triste
que retumba con eco en tu interior
no todo es un aire enfermo  que huele a muerto cuando no estás hoy.

Anímate
tus ojos brillarán ante el silencio
la húmeda agonía huirá y el eco de la voz que a veces duele
será lejano como aquellas huellas perdidas que tanto se desvanecen.

La luz despertará de un corazón congelado y amarás,
volverás a amar en donde todo es posible
mientras respires recuerdos gratos
y un cálido abrazo te lleve a abrazar ese instante en el que dibujas sonrisas.

Siempre serán innumerables las ocasiones
en las que tendrás energía para amarte
amaras en el último momento
en donde los sueños nunca tendrán la oportunidad de olvidar.

Poesía
Miguel Adame Vázquez.

11/03/2018.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se vale la critica que propone.
El comentario que nutre. muchas gracias.

Duele

Duele decir que no duele duele la pobreza duelen las ausencias duele el rencor sin respuestas. Duele el aire que respiro si...